27 C
Santa Cruz de la Sierra
lunes, diciembre 4, 2023

CREA Bolivia impulsa la transversalización del conocimiento agropecuario

Bolivia, un país con un potencial agrícola y ganadero considerable, está viendo un cambio en su enfoque hacia la innovación en el campo, gracias a la labor de instituciones como CREA Bolivia. Esta organización, con más de seis décadas de experiencia en Argentina, ha encontrado un espacio en Bolivia, donde está uniendo a agricultores y ganaderos para transformar la actividad agropecuaria a través del intercambio de conocimientos y la transversalización de tecnología.

De acuerdo con Manlio Roca, gerente general, CREA Bolivia opera en Santa Cruz y Beni, y proyecta expandirse a otras regiones, como Tarija y Cochabamba, con enfoques específicos en la vitivinicultura y el sector lechero. “Nuestro objetivo es fortalecer los grupos, no solo desde el punto de vista técnico, sino también a través de sus miembros. Es importante destacar que la institución no es gremial, sino una plataforma técnica que comparte conocimiento generando indicadores que permiten medir los resultados tomar decisiones informadas para mejorar la producción en el campo”, explicó.

Manlio Roca, gerente general de CREA Bolivia.

La filosofía de CREA Bolivia es la transversalización del conocimiento. Cada año, los grupos CREA compuestos de 10 a 12 miembros se reúnen para visitar las propiedades de sus colegas y enfrentar juntos los desafíos que cada uno experimenta. Esta colaboración constante ha permitido medir y comparar la eficiencia de la producción agropecuaria en el país y mejorarla de manera continua.

“Cada mes el anfitrión, en su día de campo, recibe a los miembros de su grupo y muestra los principales desafíos y problemas que enfrenta su propiedad y entre todos desarrollan propuestas de soluciones que son compartidas y discutidas bajo la metodología CREA. Estas reuniones de campo se realizan todos los meses, un anfitrión por reunión; permitiendo que al final del año cada integrante haya recibido la visita de su grupo, compartiendo sus experiencias y brindando soluciones entre todos”, destacó Roca.

En el país, esta institución cuenta con 300 miembros aglutinados en 25 grupos CREA de los cuales 20 son ganaderos y el resto agrícolas.

“Para ser parte de CREA Bolivia, se debe contar con la invitación de un grupo ya formado o crear un grupo nuevo para que la institución los apoye con metodología y los acompañe en sus reuniones hasta consolidarlos”, explicó Roca.

De acuerdo con Roca, tanto el productor pecuario como el agrícola cuentan con distintos desafíos diariamente desde los externos como el clima y los bloqueos hasta las demandas que requiere un campo bien atendido. Por ende, el productor es una persona dedicada, valiente que se encarga de un sector noble: proporcionar alimentos para la población boliviana, venciendo todo tipo de problemas, con soluciones acertadas.

En el país, esta institución cuenta con 300 miembros aglutinados en 25 grupos CREA de los cuales 20 son ganaderos y el resto agrícolas.

Un punto de interés importante es la postura sobre los organismos genéticamente modificados (OGM). Los productores deben acceder a herramientas como la biotecnología para poder mejorar el futuro de la agricultura boliviana. Para mantenerse al día con los países vecinos en términos de tecnología y rendimiento, consideran que Bolivia debe utilizar la biotecnología para aumentar la producción de alimentos de manera más eficiente.

Según el Gerente General de la institución, Bolivia tiene actualmente los índices productivos más bajos en comparación a vecinos como Paraguay, Argentina, Brasil y Perú, en rubros como oleaginosas, papa, caña, entre otros.

Uno de los desafíos más importantes que enfrenta CREA Bolivia es la degradación del suelo. Para abordar este problema, están implementando en alianza con FCBC y CSF, un proyecto llamado Prácticas Regenerativas Innovadoras para la Agropecuaria Sostenible (PRIAS). Este proyecto se llevará a cabo en 40 campos de productores agrícolas y pecuarios (Mayoritariamente de miembros de CREA BOLIVIA), y se espera que arroje recomendaciones valiosas sobre cómo lograr la producción sostenible bajo una adecuada gestión del recurso suelo.

La filosofía de CREA Bolivia es la transversalización del conocimiento.

Consultado por el desarrollo genético en el país, Roca indicó que, aunque hay avances significativos en la pecuaria bovina, aún existen necesidades en investigación, experimentación e innovación del rubro agrícola. Se debe impulsar un trabajo en conjunto de las Universidades con los centros de investigación y el sector productivo. Las casas de estudios superiores no se encuentran ligadas a la realidad en los campos; se debe empezar por la educación, generación de innovaciones tecnológicas, para mejorar la productividad.

Añadió que se debe atender la falta de investigación y desarrollo de soluciones a los problemas agrícolas de Bolivia. La institución aboga por una mayor inversión en innovaciones adaptada a las condiciones climáticas y geográficas únicas del país. Consideran que las universidades deben desempeñar un papel fundamental en este proceso, educando a futuros profesionales en carreras ligadas al agro, con conocimiento y formación para enfrentar los desafíos reales del campo.

“La investigación y soluciones de los problemas del campo deben ser encarados desde nuestra realidad. No esperemos copiar o traer recetas de otros países que no coincide con nuestro clima y suelo. Nosotros debemos investigar distintos factores de producción para proponer soluciones que mejoren el rendimiento agrícola y pecuario”, afirmó Roca.

https://contactoeconomico.com/edicion-268/

Destacados

Stay Connected

21,165FansMe gusta
3,912SeguidoresSeguir
21,400SuscriptoresSuscribirte
spot_img

últimos artículos

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial