La unión hace la fuerza

Esta es una frase emblemática que la pronuncian ocasionalmente los líderes institucionales o gremiales, con la intención de arengar a sus seguidores y simpatizantes a unir esfuerzos para alcanzar objetivos conjuntos. Empero, donde quizá encaje mejor, sea para reflejar el desarrollo del accionar de los gobiernos binacionales, en pos de lograr el bienestar común de sus respectivas poblaciones. Un ejemplo específico, son los encuentros ministeriales binacionales que anualmente vienen desarrollando los gobiernos de Bolivia y Perú, reforzados con el acompañamiento de sus presidentes.

Como muestra citamos un par de ejemplos: a pocos meses del encuentro realizado en Cobija, en septiembre del año pasado, se logró abrir el paso migratorio en la frontera de Extrema (lado boliviano) – San Lorenzo (lado peruano); además, se están construyendo las oficinas donde se instalarán representaciones de Aduana y Senasag, para facilitar el tránsito de mercancías entre las regiones de Pando y Madre de Dios. Por otro lado, la reunión presidencial efectuada en Ilo, el 25 de junio de la presente gestión, ha despertado una gran inquietud por parte el gremio productivo de la región sur de Perú, quienes están a la búsqueda de sus pares bolivianos para entablar alianzas empresariales.

La revista Contacto Económico viene haciendo un seguimiento especial de estos acontecimientos, coadyuvando a la concreción de objetivos que ambos gobiernos se han trazado. El relativo éxito que hasta ahora se viene logrando en el incremento del flujo de negocios entre Pando y Madre de Dios, se debe también a la tácita alianza que han logrado entablar los gobiernos regionales con el sector privado de ambos países. Quizá este ingrediente esté faltando, para que la relación entre el sur peruano y el lado boliviano, prospere a mayor velocidad, especialmente si en realidad tenemos la intención de incrementar el tránsito de la carga boliviana por puerto de Ilo. Es aquí donde con mayor razón, corresponde plasmar el contenido de “la unión hace la fuerza”.

(Contacto Económico – Julio 2019)

Harold Dávila Ruiz
Director General