Caída del precio internacional del grano de soya tendrá efecto en la economía boliviana

18

Las proyecciones del mercado mundial de soya, debido al incremento constante de la producción de los principales productores (Estados Unidos, Brasil y Argentina), sumado a la disminución de la demanda de China, principal comprador del mundo, debido a la guerra comercial con Estados Unidos y la fiebre porcina, impactan en el precio internacional del grano de soya, que tiene fuerte tendencia a la baja, situación que se mantendrá en el futuro.

En este contexto, se hace imperante que Bolivia mejore su productividad agrícola aplicando tecnología, semillas mejoradas, rotación de cultivos en los campos; asimismo, se libere las exportaciones, se eliminen los cupos y bandas de precios en el mercado interno, para establecer una economía equitativa y competitiva globalmente.

El presidente de la Cámara de Exportadores, Logística y Promoción de Inversiones de Santa Cruz (Cadex), Oswaldo Barriga, sostuvo que “este escenario es preocupante para Bolivia, pues nos encontramos ante un récord histórico de producción mundial de soya y de altos niveles de stock del grano sumado a la reducción de la demanda China, principal comprador mundial de estos productos, fruto de la guerra comercial con EE.UU. y una epidemia que afecta fuertemente a su producción porcina.

Como consecuencia de lo indicado con anterioridad, los precios del grano de soya registran uno de sus niveles más bajos de los últimos años, situación que se refleja en el mercado nacional.

Bolivia, representa tan solo el 0.8% de la producción mundial, es un tomador de precios, los cuales son establecidos por los principales actores.

Según informes de la FAO y USDA, el stock mundial de grano viene creciendo, a abril del 2018 era de 99 millones de TM, a abril de 2019 la misma subió a 107 millones de TM.

El precio del grano de soya en la bolsa de Chicago está en 298 USD/TM, por lo que descontando los costos logísticos, el precio de este producto puesto en Bolivia estaría oscilando en 210 USD/TM.

Producción y stock mundial

De acuerdo a la última información emitida por el Departamento Agrícola de EE.UU. (USDA por su sigla en inglés) y la FAO, se tiene que la producción mundial de grano de soya vine creciendo a un promedio de 4% durante los últimos años, llegando a más de 380 millones de toneladas en el 2018.

Los stocks mundiales de las pasadas gestiones también val en crecimiento, teniendo al mes de abril un stock mundial de más de 107 millones de toneladas.

Conflicto EEUU – China

Los precios internacionales de los commodities como maíz, soya, trigo están siendo afectados

por el conflicto comercial entre EEUU y China, lo que está conduciendo a una contracción en los precios internacionales. La mayor consumidora a nivel mundial de soya y derivados es China, que ha suspendido sus compras a EEUU hasta poder resolver conflictos bilaterales.

Asimismo, la reducción en la demanda de China, de subproductos de grano de soya debido a la fiebre porcina que ha mermado la cantidad de animales existentes en ese país.

Bolivia: Producción de soya

Por su parte, Guillermo Ribera, presidente de la Cámara nacional de Industrias Oleaginosas de Bolivia (Caniob), dio a conocer que en la gestión 2018, Bolivia alcanzó un total de 2,6 millones de toneladas en la producción de grano de soya, situándose en el sexto lugar a nivel global, con un rendimiento por hectárea inferior a los países productores.

Bolivia es un país pequeño en términos de producción depende de los precios internacionales del mercado. Internamente el precio lo establece la industria con el productor en función a la variación del mercado internacional. La industria tiene una capacidad de producción de 4.5 millones de toneladas, en 2018 produjo 2 millones 600 mil toneladas, se está trabajando en 55% de capacidad, se debe mejorar a nivel de toda la cadena para competir con los grandes productores, ya que la industria oleaginosa es de volumen.

Economía cruceña y la soya

La economía cruceña se basa en la cadena de producción e industrialización de la soya, fundamentalmente, los precios para el agricultor están por los 210 USD/TM, lo que representa un problema de producción que es un problema pendiente con el gobierno.

De otro lado la industria se encuentra en una situación económica “complicada” y no están en condiciones de asumir costos mayores, lo que pone en riesgo el sector agroindustrial oleaginoso y a la economía nacional.

Llamado al gobierno

“Hacemos un llamado al gobierno para trabajar en la mejora en la productividad del sector primaria y trabajar para mejorar la competitividad de toda la cadena de valor de la soya. Es indispensable una revisión de políticas que nos están quitando productividad, como las restricciones a las exportaciones, el mercado interno controlado, los incrementos salariales que repercuten en la productividad agrícola y de las exportaciones”, enfatizó Oswaldo Barriga.

Con información de Cadex

Síguenos en nuestras redes sociales:
Facebook: https://bit.ly/2DfhgMl
Twitter: https://bit.ly/2IznkTl
Instagram: https://bit.ly/2VMEjFc
Suscríbete a nuestro canal en Youtube
https://bit.ly/2X9g5VW